#mainmenu #topmenu #Antofa #atacama #coquimbo #santiago

Una detención que se produjo tras un llamado al número de emergencias de la PDI.

Detectives de la Brigada Investigadora de Robos (Biro) de Copiapó, realizaron un procedimiento en la población Francisco de Aguirre de la capital regional, donde detuvieron a tres hermanos por infracciones a las leyes de Armas y Drogas.

En virtud a un llamado telefónico al número de emergencia de la PDI de Copiapó, 134, en el cual una mujer indicaba que desconocidos habían realizado disparos al aire en plena vía pública, situación donde los detectives de la Biro Copiapó concurrieron hasta el sitio de suceso de forma inmediata.

Ante esto, el subprefecto Boris Gormaz de la Biro Copiapó, señaló que iniciarán las diligencias investigativas, “según los antecedentes entregados, tres jóvenes se encontraban en un pasaje de la población Francisco de Aguirre, realizando diversos disparos, por lo que detectives de esta brigada prestaron el debido auxilio a la comunidad, trasladándose hasta dicho sector en Copiapó, para iniciar las primeras diligencias investigativas, a través de las cuales establecieron el hecho delictual determinando, además, el domicilio de los imputados. Una vez en el lugar se procedió al ingreso y registro voluntario del inmueble indicado, donde en una de sus habitaciones se encontró munición, droga y un revólver adaptado para el disparo. Por lo expuesto, se procedió a la detención en flagrancia de sus tres moradores, quienes son hermanos, siendo uno de ellos menor de edad”.

Una vez registrado el inmueble donde se encontraban los imputados, los investigadores policiales incautaron un arma de puño tipo revólver, siete cartuchos de municiones de distinto calibre, cocaína base, cannabis y más de 165 mil pesos de dinero en efectivo.

En la audiencia de formalización el fiscal Ariel Guzmán solicitó al Juez de turno la prisión preventiva de ambos adultos y la internación provisoria del menor de edad dada la gravedad de los delitos indagados. En su resolución, el Tribunal decretó el arresto parcial nocturno del adolescente y la prisión preventiva de uno de los adultos involucrados. Respecto del segundo mayor de edad, se decretó su arresto domiciliario total, por lo que la Fiscalía apeló en audiencia a dicha cautelar.

De esta manera, el detenido se mantendrá privado de libertad hasta que la Corte de Apelaciones de Copiapó resuelva qué medida cautelar deberá cumplir durante la investigación de este hecho.

Comparte esta noticia en tus redes