#mainmenu #topmenu #Antofa #coquimbo #coquimbo #antofagasta

Según cifras de Carabineros, se registraron 47 accidentes de tránsito y 4500 fiscalizaciones.

Con nueve detenidos en total -seis de ellos por conducir en estado de ebriedad y tres bajo la influencia del alcohol- finalizó el último fin de semana largo del año en la región de Coquimbo. La cifra es el resultado de un amplio despliegue en terreno, que significó más de 4500 fiscalizaciones en las distintas rutas de la región, con el objetivo de prevenir accidentes de tránsito y dar seguridad a la comunidad en sus desplazamientos.

“Estuvimos en distintos puntos de la región, realizando un trabajo preventivo importante. Fiscalizando, pero también educando a la comunidad en materia de convivencia vial. Sin embargo, lamentablemente seguimos viendo conductas que preocupan, por la poca noción que parecieran tener los conductores sobre la responsabilidad que conlleva ir a cargo de un vehículo”, señaló el Teniente Mario Soto, de la SIAT Coquimbo.

De hecho, durante el fin de semana largo la región fue la segunda a nivel país -después de la Región Metropolitana- en cantidad de infracciones por velocidad, cursando 257 multas. A ello, se suman los 47 accidentes registrados, dentro de los cuales hubo cuatro fallecidos.

“Se trata de hechos ocurridos principalmente en rutas rurales y en los cuales la conducta vial no fue la adecuada ni a la defensiva, lo que obviamente aumenta las posibilidades de generar accidentes en el tránsito”, agregó el Teniente Soto.

Los siniestros con decesos ocurrieron en Los Vilos, Ovalle, Salamanca y Coquimbo, cuyas causas basales, a pesar de que se encuentran en etapas de investigación, estarían asociadas a factores como la velocidad y consumo de alcohol.
Desde el Gobierno, se refirieron al despliegue de los últimos cuatro días. “Como ustedes pueden ver, carabineros se encuentra haciendo lo humanamente posible por estar presente, fiscalizar y poner todo de su parte por prevenir accidentes. SEREMI MOP y Seremi TRANSPORTES también redoblaron esfuerzos en materia de seguridad vial. Lamentablemente si no trabajamos en conjunto, y no existe responsabilidad por parte de quienes conducen, será imposible evitar accidentes y fallecidos. Aquí el problema está entre el asiento del conductor y el volante”, señaló el Delegado Presidencial Regional, Rubén Quezada.

Comparte esta noticia en tus redes